Solemnidades y fiestas

146...¡Y CONTANDO!

El pasado 18 de octubre el Seminario celebró un aniversario más. Ya son 146 años de formar pastores a imagen de Cristo, Buen Pastor, para nuestra muy querida Diócesis de Zacatecas. Por lo que con un espíritu agradecido y alegre por tan grandioso don, nuestra Institución se vistió de manteles largos para conmemorar y celebrar dicho acontecimiento. 

La primera celebración que tuvimos fue el rezo solemne de Laudes, donde nos reunimos como comunidad todas las etapas del Seminario en la Capilla Mayor para alabar y bendecir a Dios por suscitar ininterrumpidamente jóvenes de todos los rincones de nuestra Diócesis durante 146 años. 

Los festejos tuvieron una nota especial, pues nuestros compañeros de 1º de Filosofía recibieron la sotana por nuestro Señor Obispo en la celebración eucarística de acción de gracias por el Aniversario de nuestra querida Institución, misma que se llevó a cabo en la Catedral Basílica de Zacatecas y que contó con la presencia de todos los seminaristas y el equipo formador.

Dentro de la homilía el Obispo se dirigió a nuestros compañeros que recibían la sotana en estos términos: «La sotana es ese sí que los valla encaminando hacia la meta vocacional, es un paso más que dan dentro de su vocación». Señaló también que la sotana que portamos es signo de fe ante la comunidad cristiana. 

Al finalizar la Eucaristía, nos trasladamos a las instalaciones del Seminario, donde  se llevó a cabo la comida, en la que pasamos muy gratos momentos, además de contar con la compañía de algunos familiares y amigos de nuestros compañeros que recibieron la sotana. Y claro, no pudo faltar el pastel que alegra a cada uno de los festejados y que además es signo de fiesta y de convivencia. 

Ya para finalizar el día, por la tarde se llevó a cabo una procesión con el Santísimo en acción de gracias por estos 146 años de formar pastores según el corazón de Jesús. La procesión se llevó a cabo por las calles del Seminario, donde cada etapa se encargó de preparar un altar donde se rezó y meditó cada misterio del Rosario, y así poder finalizar con la bendición en la Capilla Mayor. Al salir nos encontramos con una sorpresa, se bendijo un nuevo vehículo que estará al servicio de la pastoral y las diferentes necesidades del Seminario. 

Al Terminar  se preparó una deliciosa cena donde se llevaron buenos momentos de convivencia con todos los  seminaristas y el equipo formador. Ahí el Pbro. Marco Antonio Castañeda, Rector del Seminario, felicitó a nuestros compañeros de primero y nos dirigió  algunas palabras para animarnos a seguir formándonos y responder conforme a la voluntad de Cristo. Terminó encomendando a los sacerdotes que ya trabajan en la viña del señor: «Que nuestra Madre, la Inmaculada Concepción siga intercediendo y acompañando a cada uno de los discípulos de su Hijo para que hagan siempre lo que Él les diga».  

Así fue como se celebró y se agradeció a Dios por estos 146 años de esta casa de formación, el Seminario Conciliar de la Purísima.

Seminario Conciliar de la Purísima

González Ortega # 10

C.P. 98600, Col. Centro

Guadalupe, Zac.

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.